Solo por Europa – Inglaterra (Parte 7)

Fiebre de viernes por la noche. Liverpool está de fiesta. Jóvenes bebiendo en las calles, música alta en cada rincón y bares promocionando la hora feliz de tragos hasta la madrugada. Acá se respira alegría.

Acabo de llegar directo de Manchester (Cómo ir de Manchester a Liverpool en bus? Megabus conecta ambas ciudades en una hora. Costo: 5,50 libras esterlinas. Muchos servicios diarios. Parte desde Manchester Shudehill Interchange y llega a Brownlow Hill).

El cambio es notorio. Manchester me pareció demasiado gris. Con mi mochila a cuestas tomo el bus 17 y me dirijo a Anfield (un distrito de la ciudad de Liverpool a 20 minutos del centro, en las “afueras afueras” de la ciudad). Error de principiante: prioricé el costo del hostel por sobre la ubicación, sin tener en cuenta que debería usar el transporte público si o si para ir y volver.

Bajo del bus y me choco con el estadio del Liverpool FC, el famoso Anfield Road, justamente por el nombre de la calle donde se encuentra una de sus entradas. Mi hostel también se halla sobre esta famosa calle futbolera. Ahora el tema es saber cuál de las calles es Anfield.

El cielo bordó. El viento está furioso. En la calle no hay nadie. La zona no es la mejor. Paso por la puerta de un bar. Amago con entrar pero me quedo afuera. Un hombre ve mi extraño movimiento y se acerca. Me pregunta que necesito y le comento que estoy buscando Anfield Road. Está borracho al parecer porque no sabe. Cómo no sabe? Me invita a unirme a la fiesta pero sinceramente prefiero encontrar el hostel. Al instante sale una chica y también me invita a beber algo. Bueno, un poco me están convenciendo, pero primero quiero dejar las cosas y vuelvo.

La indicación que me da el hombre no es demasiado precisa. Camino por las calles de la oscura Anfield tratando de encontrar alguien que me dijera cómo llegar. La escena es siniestra. De repente observo a una señora muy mayor fumando por la ventana de su casa. Le grito y le grito pero ni siquiera se mueve. Parece un fantasma. Ni se inmuta ante mi presencia, como si yo no existiese, o ella. Si no es un fantasma, pega en el palo, pienso. Sigo caminando. Miro hacia el interior de otra casa y veo gente sentada en el sofá. Aplaudo, grito y nada. Pasan los minutos y está cada vez más oscuro. Jugado por jugado toco el timbre. Ya fue, que se jodan. Que se tomen unos minutos para darme simples indicaciones. Una mujer se asoma por la ventana y manda a lo que creo es el marido a la puerta. Sorprendido por mi presencia no duda en ayudarme. Al ver que soy turista me pregunta mi nacionalidad. “Ohh, Argentina? You are far away from home, boy”. No me digas.

Llego a lo que creo que es el hostel. Pero no. Al rato me entero de que es la casa por donde tengo que pasar a buscar la llave. QUEEEEEE? Todo es tan raro. Toco el timbre. Grito. Aplaudo. Golpeo fuerte la puerta principal y nadie se aparece. Unos cuantos gatos merodean el lugar. Me miran como si fuera un intruso. Lo soy. No hay nada que pueda hacer. Ya pienso en pasar la noche recostado en la galería que tiene esta casa esperando a que el dueño no me saque a los balazos al momento de verme allí tirado. Luego de una hora, de hundir hasta el fondo al timbre, aparece. Detrás de él vienen varios gatos de diferentes colores, como si lo estuvieran escoltando. No entiendo cuál es su papel en esta historia pese a que me lo intenta contar. Me da las llaves y me explica que el hostel se encuentra a dos cuadras.

Este hostel es tenebroso. Supuestamente es una casa victoriana remodelada, ojo. Parece que están todos durmiendo. Me meto rápido a la habitación y espero no tener que compartirla con algún súper fanático de los Beatles en pleno trance tras la ingesta de algún “condimento”. Me duermo.

En Anfield Road con la banda

En Anfield Road con la banda

En el hostel me hago amigo de dos polacos. Sus nombres son Karol y Maciej. Pese a no ser familiares ambos se apellidan Nowak, que debe ser como el García en Iberoamérica. Primera parada: Anfield Road, estadio del Liverpool FC. Es casi obligatoria la foto delante de las Puertas de Shankly donde se puede ver la inscripción You’ll never walk alone. Al lado se encuentra un pequeño monumento en el que se recuerda a las víctimas de la Tragedia de Hillsborough, donde murieron 96 hinchas tras ser aplastados por una avalancha humana.

Mañana se juega el clásico. El Liverpool recibirá al Everton y parece que todos están esperando el derby. No hay mas entradas. Tendré que ver el partido en algún bar. Los polacos me cuentan que en la habitación hay un yankee que compró una reventa a mil dólares. Sale cara la joda.

La ciudad está empapelada de rojo. Acá son todos hinchas de los Reds. Segunda parada: Nos acercamos hasta el Royal Liver, uno de los edificios más representativos. En la punta de este hay un dragón, el “animal” emblema de la ciudad de Liverpool.

Edificio Liver

Edificio Liver (Ph: Karol)

Tercera parada: Caminamos por el Royal Albert Dock, lo que sería el puerto de la ciudad, ubicado sobre la costa del río Mersey. Giramos un rato largo hasta llegar a la Noria de Liverpool. Uno de los polacos se quiere subir, pero nadie lo acompaña en el sentimiento. Cinco libras esterlinas.

En la caverna

En la caverna

Cuarta parada: Paseamos por la zona comercial hasta que por fín entramos en el Cavern Square, la zona de los bares, la fiesta, la música, la cerveza y muchas cosas mas. Aquí se encuentra The Cavern Club (sobre Mathew Street), bar donde hicieron sus primeras presentaciones The Beatles, banda originaria e insignia de la ciudad.

Pinta va pinta viene…

En The Cavern Club tomando un copetín con mis amigos polacos

En The Cavern Club tomando un copetín con mis amigos polacos

Los locos de Liverpool

Los locos de Liverpool

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s